Viendo "Preguntas"

Home » Hogar

Ahorrar energía en aire acondicionado – 8 consejos

Si te has preguntado ¿Cómo ahorrar energía con el aire acondicionado? Esta respuesta es para ti, ya que algunos de los consejos que a continuación leerás, te serán de utilidad para que puedas usar cómodamente el aire acondicionado del hogar, sin tener que preocuparte de una facturación bastante exagerada en el recibo de la luz. 

Para ahorrar con el aire acondicionado, es importante tomar en cuenta los siguientes consejos, ya que si no se toman en cuenta, el recibo de la luz mensual podría salirse de tu presupuesto, y dependerá de ti el que quieras ahorrar al usar el aire acondicionado. Es importante saber que en algunas ciudades, el aire acondicionado puede ser utilizado durante todo el día, debido a las altas temperaturas que algunas ciudades alcanzan, pero en otras ciudades el aire acondicionado podría ser utilizado solamente en periodos necesarios.

Consejos para ahorrar energía con el aire acondicionado


  1. Lo primero que debes de hacer, es cerciorarte que tus ventanas y puertas tengan un empaque o hule a su alrededor, de esa manera conservarás mejor el frio cuando el aire acondicionado esté funcionando, si los empaques o hules para ventanas y puertas no están en buenas condiciones, el frio del aire acondicionado saldrá por allí. Llama a tu compañía de luz para información, algunas ciudades o estados pueden ofrecerte el servicio gratis.
  2. Ahora ve y revisa que el filtro de tu aire acondicionado no está empolvado, si esta empolvado es importante cambiarlo inmediatamente (se cambia cada 6 meses o menos), pero si es un filtro que se puede quitar y poner, necesitas sacarlo y soplarlo con un compresor de aire, y si no tienes uno puedes lavarlo. Lo importante es que esté limpio, al estar limpio el aire circula mejor por el sistema de enfriamiento, y hace enfriar más rápido la casa y ahorrar energía.
  3. Si en tu ciudad el calor comienza a sentirse más fuerte, por ejemplo de 2 a 5 PM, entonces podrás programar o encender el interruptor del aire acondicionado durante las horas que el calor comienza a ser más fuerte. Con esto te ahorrarás energía con el aire acondicionado durante toda la mañana.
  4. El sistema de aire acondicionado, es como una especie de cajón, muchas veces esta ubicado dentro de la casa en algún compartimiento especial, o en el garaje. Cerciórate de ponerle a su alrededor un material especial que permita mantenerlo frio, es como una especie de esponja o aislador con un cobertor plateado, puedes preguntar en alguna tienda de tu localidad. Al instalarlo alrededor del cajón de enfriamiento, le ayudas a que el frio ingrese más directo a tu hogar, causando que la temperatura descienda más rápidamente, ahorrándote luz.

4 consejos de expertos para ahorrar energía con el aire acondicionado


  1. El Departamento de Energía en EE.UU. recomienda que el medidor de temperatura (Termostato) se mantenga a 78º F, esto según sus instrucciones, es para que el motor del aire acondicionado no se esfuerce demasiado. Si pones el termostato a 72º F, y en tu ciudad la temperatura está a 110º F, será muy difícil que el aire acondicionado haga descender rápidamente la temperatura y pasará largas horas encendido. En cambio, si lo pones a 78º será más fácil que llegue a ese nivel y mantendrá la casa fría ahorrándote energía.
  2. Cerciorate que el medidor de la temperatura (el termostato), se encuentre en modo Auto, nunca lo muevas de allí, puesto que si se te olvida apagar el aire acondicionado, cada vez que llegue a la temperatura programada, se apagará solo. Y aunque estés en casa, es importante que se auto apague para ahorrar energía.
  3. Todas las ventanas de la casa deben de estar cerradas, para mantener el frio del aire acondicionado, nunca abras las ventanas mientras el aire acondicionado esté funcionando.
  4. Apaga las luces que no se estén utilizando mientras el aire acondicionado este encendido, para ayudarle a tu factura mensual de la luz.

    Últimos consejos para ahorrar energía con tu aire acondicionado - Bonus


    - No necesario: Si tus ventanas son de pésima calidad, puedes cambiarlas por otras que sean de mejor calidad, y que contribuyan a mantener la temperatura fresca dentro de la casa. Esta inversión podría ser mayor, pero a la larga con el paso de los años podría ahorrarte mucho dinero.

    - Si lo prefieres, puedes ponerle cortinas a todas tus ventanas, para que puedas en cierta manera ayudar a mantener el calor lejos de las ventanas, también existen persianas, estas deben de ser de color blanco, para ayudar a que los rayos de sol reboten un poco por el color blanco, está comprobado que el blanco contribuye a rebotar los rayos del sol.

    - Por las noches, si la temperatura ha descendido, entonces abre tus ventanas para respirar aire fresco, si la temperatura persiste, también puedes dormir con un aire acondicionado especial, instalado solamente en tu habitación. Si compras un aire acondicionado especial para tu habitación, en su manual encontrarás como instalarlo en tu ventana.

    Con estos consejos, lograrás bajar tu consumo de energía, y a su vez estas ahorrando energía con el aire acondicionado.

    Encender una chimenea en 4 pasos



    Vivo en un lugar muy frío y quisiera saber como encender una chimenea vieja que se encuentra en el interior de mi casa, está llena de telaraña y algo polvorienta, quisiera darle uso pero no se que se necesita hacer para encender la chimenea de mi casa, me pueden explicar.

    Es lógico querer encender una chimenea si se encuentra en el interior de tu casa, sobre todo cuando el tiempo es demasiado frío y quieres tener calorcito dentro del hogar, al encender una chimenea podrás disfrutar del calor natural de la leña, y te podrás ahorrar algunos centavos en servicios de calefacción.

    Antes de encender una chimenea


    Debes primero que nada de cerciorarte que la chimenea se encuentra en buenas condiciones para poder hacer fuego dentro de ella. Debes de tomar todas las precauciones si pretendes utilizar gas, o alguna pipa de gas, para ello es importante llamar a tu servicio de gas mas cercano, para que envíen a un inspector para que pueda revisar que no hay ninguna fuga de gas, o revisar que la chimenea se encuentra en condiciones para poder hacer fuego.

    Es muy importante que el inspector te ofrezca el visto bueno, él te dirá si la chimenea califica para poder hacer fuego, revisará que las paredes o ladrillos no se encuentren rajados o quebrados, observará que el conducto de aire se encuentre en buenas condiciones, entre otros.

    Al encender una chimenea cerciórate que esté limpia


    1 – Antes de hacer cualquier cosa, limpia cuidadosamente la chimenea, procura que todo el polvo, residuos o ceniza sean removidos del lugar, utiliza guantes y una escobilla para limpiar el interior de la chimenea, incluyendo telas de arañas. No utilices agua, puedes también utilizar una aspiradora.

    Al limpiar el lugar te servirá para cuando realices algunos pasos que te mencionare mas adelante.


    Comprar los accesorios para encender una chimenea


    2 – Busca un lugar en donde vendan todos los productos para chimeneas, en esos lugares tienes que comprar lo que te servirá para encender la chimenea. Toma papel y lápiz.

    Si se trata de una chimenea de gas, debes de comprar una pipa de gas nueva, si ya la tienes omite este paso.

    Luego que el inspector te dio el visto bueno, y deseas reemplazar la pipa para gas, entonces ve y compra una pipa, si no sabes cual es, pregúntale al asesor del lugar, seguramente te sugerirán la mejor.

    - Compra cinta (tape) para fuego, regularmente es de color amarillo, asegúrate que es para fuego, no te confundas en comprar la cinta blanca que es para tubos de agua. Esta te servirá para ponerle alrededor de la rosca del tubo (pipa) para gas, al hacer la unión con el tubo de gas que compraste.

    - Compra una parrilla para que sostenga la leña, es importante que la leña quede sobre la parrilla, ya que si queda sobre el piso interno de la chimenea el fuego se apagará y forzaras la pipa de gas al dejarle caer todo el peso de la leña, si ya tienes la parrilla para gas omite este paso.

    - Compra cerillos (fósforos) para encender el tubo de gas de la chimenea desde lejos. Si no tienes gas, compra los productos especiales para encender chimeneas sin gas.

    Revisar si hay fuga de gas antes de encender la chimenea


    3 – Luego de tener todo preparado, debes de mezclar un poco de agua con jabón, y dejarla caer sobre la pipa de gas, en la unión con el tubo nuevo que adaptaste. Luego rocía el jabón en todo el tubo, y enciende la llave de gas levemente, si vez burbujas en áreas que deben de estar selladas, tienes una fuga, y es altamente peligroso.

    Recuerda que la pipa o tubo que compraste, tiene algunos agujeros por donde saldrá el gas, similar a los que utilizan los hornos de estufas. Si las burbujas aparecen por ese lugar, es natural y no hay porque alarmarse.

    De igual forma, si no sientes seguridad debes de llamar nuevamente a un experto para que revise si todo esta en orden.


    Preparativos finales para prender la chimenea


    4 – Luego que todo esta revisado y en orden, tomas los cerillos (fósforos) especiales para chimeneas, son bastante largos para evitar quemarse los dedos, y pones la leña en cantidades pequeñas sobre la parrilla, enciendes el gas y dejas que la leña se queme de 5 a 15 minutos, o hasta que arda, para luego apagarle el fuego creado por la pipa de gas, y disfrutar del calor natural de la leña.

    Cuidados que debes de tener con la chimenea – Bonus


    • No dejar los fósforos al alcance de los niños.
    • Si detectas olor a gas, es importante apagar la central de gas para evitar incendios.
    • No dejar la llave de la válvula de gas puesta, un niño podría girarla y liberar gas.
    • Tener a mano herramientas para apagar el gas en caso de emergencia.
    • Nunca apagar el fuego con agua, puedes quebrar (rajar) las paredes de la chimenea.
    • Utilizar solamente los productos especiales para chimeneas.
    • Nunca tocar las latas o materiales internos de la chimenea luego de apagarla.
    • Antes de limpiarla esperar que se encuentre completamente fría.

    Si todo esta en orden, no tendrás nada de que preocuparte, mas que de disfrutar del calor del fuego.


    ¡Aviso! Recuerda tomar todas las precauciones indicadas, nosotros solamente ofrecemos algunas sugerencias, y será tu responsabilidad la instalación y la forma de operar tu chimenea. Si tienes más dudas, en todo caso sugerimos la opinión de un experto proporcionado por la compañía de gas en tu ciudad.